Luis Fonsi regresa a gritos

Entretenimiento

Luis Fonsi regresa a gritos

Te presentamos el esperado sencillo "Gritar" del laureado cantautor puertorriqueño

Luis Fonsi
Foto: Cortesía Universal Music

Dicen que los románticos, así como los caballeros andantes son una especie en extinción, pero queda un pequeño ejército de resistencia: los baladistas, siendo el multipremiado músico puertorriqueño Luis Fonsi, uno de los soldados de ese romanticismo cuya voz le ha tomado la temperatura a millones de enamorados alrededor del mundo.

Aunque este romántico empedernido también sabe hablar de otros temas y para muestra está su nuevo sencillo "Gritar", que te presentamos hoy PeopleEnEspanol.com.

Haz clic para escuchar "Gritar"



"Me siento muy feliz con este tema", asegura el cantautor de 32 años porque se trata de una canción que puede aplicarse tanto al amor como a cualquier ámbito. Es más como un grito de guerra que puede ser personal o social, porque inclusive una de las estrofras de la canción recita: "Porque nadie firmó con su sangre una ley que te quite el derecho de pasar al frente y mostrar los dientes soltando la voz de tu pecho".

"Es interesante que le den esa lectura a la canción, porque la verdad es un grito de amor que también puede ser un grito social. Quise simplemente poner en palabras y darle música a ese sentimiento que tenemos todo, a la necesidad de gritar de amor, de felicidad, de impotencia, de rabia. Todos tenemos derecho a sacar lo que llevamos dentro. Quiero que la gente grite lo que lleva por dentro porque es su derecho", comentó el cantante cuya nueva producción discográfica verá la luz en los próximos meses.

Al preguntarle al cantante si este tema liberador nació tras la exposición pública que tuvo su sonado divorcio de la actriz Adamari López, amablemente responde. "Todas las cosas que escribo tienen un pedacito de mí. Ahora lo curioso es que no necesariamente tienen que ver con mi presente. A lo mejor recuerdo una anécdota o una vivencia que tuve hace algunos años y, de una forma inconsciente o consciente aparece en un tema que esté trabajando ahora. O a veces simplemente creo un personaje o una temática con la que la gente se identifique".

Con una emoción que se le siente en la voz, Fonsi confiesa que se siente más seguro como compositor. "Yo grabé mi primer disco en 1998 y en esa época era un jovencito con una guitarra que lo que quería era cantar. Hoy en día sigo siendo un jovencito que quiere cantar – bromea– pero he vivido mucho más. He llorado mucho más, he reído mucho más y eso se refleja en mis composiciones".

En cuanto a la melodía de sus letras, comenta que de alguna manera siempre se sintó más seguro o más cómodo. "Lo que pasa es que la música es como de ciclos, como de moda. Uno puede ser un buen intérprete que siempre se va a ir adaptando, es como la moda. A veces uno escucha canciones que lo remiten a los 80, con toda esa moda fosforescente o a las plataformas de los 60. Así son las canciones. La composición es diferente. Cuando yo empecé, no me atrevía a cantar ni una sola canción mía".

Pero el tiempo, la aceptación del público y la madurez lo fueron haciendo adquirir confianza en sí mismo como compositor. "Llegó un momento en el que sentía que las cosas que escribía no eran tan malas y que podía compartirlas. Además, hay mucha gente que para liberar las penas o para pasarla bien, se van tomar unos tragos con los amigos o se van a relajar por ahí. Yo me encierro a componer. Escribir canciones para mí es terapéutico".

También, un ejercicio para exorcizar los demonios para este cantautor es el contacto con el público y vivir intensamente su música. "Es terapia, es magia, es lo que más me llena en la vida", asegura el joven que reflexiona sobre los efectos que ha tenido la fama en su vida. "Hay cosas que irremediablemente cambian, no te voy a decir que no, porque uno como que pierde ciertas libertades como ir de compras libremente. Pero, creo que uno tiene que mantener los pies bien puestos sobre la tierra".

Define el éxito como algo que sucede y pasa desapercibido. "Yo sigo teniendo las mismas ganas de triunfar que tenía a los 18 años. Sigo teniendo la misma ansiedad de siempre a la hora de presentarme en un escenario o de producir un tema. Eso no ha cambiado y le pido a Dios que no cambie", sostiene el músico. "Yo no me recuesto de ningún éxito porque creo que tu mejor canción está por venir. No me recuesto de ningún premio, ni de nada. Sigo mantiendo intactas las ganas de trabajar".

no votos

que opinas

COMENTARIOS