Jaime Bayly: "He sido un amante muy malo"

Noticias

Jaime Bayly: "He sido un amante muy malo"

El escritor se autocriticó y aseguró que si existiera una vida después de la muerte, antes de reencarnar en él, preferiría ser una prostituta o una cucaracha

Jaime Bayly
Foto: Getty Images
De paso por Colombia, donde comenzará a transmitirse su programa de de entrevistas, Jaime Bayly defendió a capa y espada su orientación sexual y, aunque no quiso decir si en sus relaciones le ha ido mejor con los hombres o con las mujeres, con su particular estilo declaró ser un pésimo amante.

"He sido un amante muy malo. Las pocas personas que han tenido sexo conmigo se arrepienten. Creo que no guardan un recuerdo dichoso del encuentro", declaró el periodista de 44 años al diario colombiano El Tiempo. "No he sido una persona tan promiscua como la gente cree, pero sí me he permitido ejercer mi hombría como me ha dado la gana, y creo que un hombre no es menos hombre cuando se atreve a ser bisexual como me atreví o me resigné yo. Uno no la elige. Esto es un mandato genético y si a uno le gustan los hombres, las mujeres o ambos, no es algo que uno planifique".

El escritor del libro No se lo digas a nadie admitió también que con el paso de los años ha ido perdiendo el deseo sexual, pero negó que sea por falta de oportunidades.

"Por la edad hay un declive en el apetito, en la lujuria, en el deseo; también creo que por las pastillas que tomo, porque tomo para dormir, para no dormir, para sentirme bien, para no deprimirme y muchas de ellas disminuyen la libido. Y bueno, decir que por falta de oportunidades es cruel, siempre hay con quién y si no hay con quién, uno paga. Pero más bien es por falta de ganas. Ya no pasa nada al sur del ombligo".

Bayly, quien admitió que tiene un sobrepeso de más de 25 libras, también se autocrítico y aseguró que si existiera la reencarnación, jamás le gustaría volver a ser el hombre que ha sido y que ni siquiera le gustaría toparse con Jaime Bayly.

"No creo en que haya una vida después de esta vida, pero si la hubiera espero no ser Jaime Bayly. Espero ser una mujer, una prostituta, o quizás el Papa. No soy creyente en las supersticiones religiosas y espero que no exista la reencarnación porque de existir creo que mi destino está en ser una tarántula o una cucaracha. Ojalá no fuera el mismo tipo hablantín, parlanchín que soy ahora, preferiría no conocer a Jaime Bayly ni cruzarme con él".

SI TIENES CUENTA DE FACEBOOK OPINA DEL ARTÍCULO AL FINAL DE LA NOTA

no votos

que opinas

COMENTARIOS