Ana Lorena Sánchez sana heridas tras ruptura con Julián Gil

Noticias

Ana Lorena Sánchez sana heridas tras ruptura con Julián Gil

Ana Lorena Sanchez.

Foto: Alexander Tamargo/Getty Images

La actriz mexicoamericana Ana Lorena Sánchez sana su corazón tras su ruptura hace unos dos meses con el actor argentino Julián Gil. “Me ha ayudado llorar mucho, llorar en brazos de personas que me han apoyado como mis papás, mis amigos. Me he encontrado con una respuesta tan amorosa de la gente que ahora lo único que me queda es agradecimiento por esta etapa de mi vida", dijo a People en Español.

Según Sánchez, de 25 años, los amigos que compartía con su ex pareja, de 45, le han mostrado su cariño a ambos tras la ruptura. "Tenemos muchos amigos en común y han sido decentes y ecuánimes en el apoyo hacia las dos personas. No puedes odiar ni criticar a una persona con la que estuviste tanto tiempo, a una persona que amé porque me estaría criticando a mi misma y me estaría odiando a mi misma por haber tomado una decisión", dijo sobre Gil.

SUSCRÍBETE A NUESTRO BOLETÍN

"No tengo porque sentir otra cosa porque si no terminas envenenándote con cosas que no te permiten superar y seguir adelante", reflexiona.

Ana Lorena Sánchez se defiende de críticas

Vivir un tiempo con sus abuelos en México le ha servido de inspiración para seguir creyendo en el amor. "Siempre he estado abierta al amor, hay mil maneras de recibirlo. Por el momento como estoy viviendo en casa de mis abuelos en México ese es el amor más grande que he recibido, es el amor más puro y más incondicional que he podido vivir", añade. "Con este dolor volteo a verlos a ellos que llevan tanto tiempo juntos, ya 50 años, entonces me sirven de mucha inspiración. Digo: 'esto es lo que yo he visto toda mi vida y es lo que quiero lograr'. Mis cuatro abuelos siguen juntos. Estoy rodeada de gente muy bonita, con muchos valores".

Ana Lorena Sánchez habla de su ruptura con Julián Gil

Sus abuelos son un ejemplo de amor duradero. "Siguen manteniendo una familia bonita, con todo y sus defectos se aman al final del día. Eso es una decisión. Lo más bonito para mí sería encontrar a alguien que decide —a pesar de las diferencias, de las dificultades, del trabajo, de lo que sea— seguir adelante. Sánchez aclara que no terminó con Gil por exceso de trabajo de él como se ha reportado. "La gente decía que por la cantidad de trabajo que tenía Julián yo termine con él. Eso no es verdad. Si eso fuera verdad hubiera terminado a las tres semanas, porque yo sé la cantidad de trabajo que él maneja y ¿cómo le puedo pedir a un hombre que deje de trabajar si eso es de lo que come?”, concluye.

no votos

que opinas

COMENTARIOS